EXPOSITOR

DR. TEODOSIO A. PALOMINO

PERÚ

      Presentación Por su origen, por su esencia y por sus fines el Derecho del Trabajo, es un derecho polémico. Por su origen: Porque fue producto de una lucha real por la libertad sindical, por la negociación, contratación colectiva y las condiciones de trabajo en el que se lloró lágrimas de sangre y en el que muchos obreros heroicamente purgaron grandes condenas. El hombre era tildado un esclavo del Derecho y llegó a estar por debajo de los animales de carga. Vivía en un mundo sin corazón donde no existía el amor por la justicia y la explotación del hombre por el hombre era cruel. Porque desde los primeros años opuso al individualismo de la sociedad burguesa la idea de la realidad de la clase trabajadora, de su solidaridad y de su necesaria unión por la lucha por su mejoramiento social, económico, espiritual y cultural. Porque enfrentó a las doctrinas del liberalismo económico el principio de que por encima de las leyes económicas, estaba el mensaje de la justicia humana. Por su esencia: Porque combatió un derecho civil defensor de los poseedores de la tierra y de la riqueza con la idea del nacimiento de un derecho nuevo, el derecho del hombre que entregaba el producto originario de su trabajo, a la sociedad y a su economía, en donde adquirió el derecho a un ingreso pecuniario. Porque aspiró a quebrar la idea de un derecho regulador, de un intercambio de prestaciones patrimoniales para convertirse en normas que procurara sosegar las necesidades más elementales del hombre que produce bienes y servicios. 3 Por sus fines: Porque pasó sobre la concepción filosófica del hombre como una abstracción y se dirigió al hombre auténtico que cultivaba los campos, ponía en acción a las máquinas o construía caminos y carreteras. Porque ante la vieja idea aristotélica de la proporción aritmética en las conmutaciones instituyó el principio de que la finalidad suprema de la justicia es el hombre, con su exigencia de condiciones de trabajo que aseguren en el presente y el futuro un nivel de vida decorosa. Sobre la historia del derecho del trabajo, podemos decir que es uno de los episodios más dramáticos de la lucha de clases por su profundo sentido de reivindicación de los valores humanos. Por ejemplo la consolidación de la jornada de las 8 horas, producto del sacrificio de muchos mártires. No fueron pocos los esfuerzos que costó se respete su libertad, su dignidad y lograr se estableciera algunas condiciones que protejan su salud, su vida y su situación económica sin preocupaciones para él y su familia. Cada ser humano posee, por el solo hecho de serlo, un conjunto de derechos eternos, inmutables, inalienables e imprescriptibles de los que ninguna persona debe ser despojado desde su nacimiento hasta después de su muerte. Debemos tener presente que el Derecho del Trabajo está en íntima relación con el derecho a la vida, porque el derecho a la vida presupone el deber del trabajo. A. CAPITAL Y TRABAJO La civilización empresarial laboral actual no puede funcionar mediante una estructura obsoleta y arcaica. Para evitar ser prisioneros del pretérito, es menester cuestionar con severidad nuestros actuales valores, costumbres y hábitos. Así evitaremos ser lastimosas reliquias del pasado y del fenecido y superado Siglo XX. 4 Todos los habitantes de la colectividad deben ser protagonistas del progreso económico y el desarrollo social de su país. Para que exista una verdadera armonía laboral y paz social es preciso responder la siguiente interrogante ¿Cuáles son los intereses de los trabajadores, empleadores, usuarios y el Estado? 1. El interés del trabajador es percibir un salario remunerador. 2. El interés del empleador es que el trabajador produzca más, mejor y en menor tiempo. 3. El interés del usuario es obtener productos variados, baratos y de calidad. 4. El interés del Estado es prevenir y evitar paros y huelgas. Si es cierto que la huelga es un derecho, mediante el cual se obliga al empleador el cumplimiento de sus compromisos, también es cierto que hay que ejercitarla con suma responsabilidad. ¿Se gana o se pierde con la huelga? Todas las instituciones, sin excepción, pierden con la huelga: 1. El trabajador durante la huelga carece de ingresos. 2. El empleador durante la huelga se torna improductivo. 3. El público durante la huelga perturba su vida económica y social. 4. El Estado durante la huelga no cobra impuestos ni tributos. La huelga puede ser la ruina del empleador, miseria del trabajador y alteración del orden público. 5 Con la finalidad de evitar cualquier desavenencia se debe tener presente los siguientes principios, a) respeto mutuo de derechos entre empleadores y trabajadores; b) comprensión recíproca de necesidades; y c) coordinación técnica de esfuerzos. Es necesario recordar que el número de capitalistas y empresarios es infinitamente inferior al de los trabajadores. Si el mundo económico se quedase súbitamente despojado de empresarios, se afectaría, pero sin duda seguiría funcionando; sin embargo, quedaría paralizada si la ausencia de trabajadores fuese definitiva. El trabajador puede prescindir de un capitalista o de un empresario, pero el empresario no puede prescindir de los trabajadores. El dinero no crea por sí sólo riqueza, se crea cuando circula y se mueve en función del trabajo. La nueva cultura laboral debe disponer como sustento fundamental del diálogo, la concertación y la unidad de armoniosos esfuerzos entre los gremios y las empresas, a efecto de que dicha cultura se oriente hacia la permanencia y la creación de nuevas industrias, la conservación y promoción del empleo, el aumento de la rentabilidad y la justa distribución de las utilidades. Una nueva cultura laboral significa la contribución de los factores y esfuerzos compartidos que favorezcan la capacidad y confianza en nosotros mismos y un compromiso con la sociedad y con el futuro del país. De esta manera los sindicatos ya no serían lobos de la empresa ni la empresa loba del sindicato, sino el sindicato sería hermano de la empresa y la empresa hermana del sindicato. Necesario es que se limen las asperezas entre los insustituibles motores de la economía y recordar que el derecho de uno termina donde comienza el derecho del otro, porque el capital sin trabajo es improductivo y el trabajo sin capital es estéril. 6 Ya hemos aprendido a nadar como los peces y también a volar como los pájaros, podrían ustedes decirnos cuándo aprenderemos a vivir armónicamente. B. LA SOCIEDAD CONTEMPORÁNEA Somos los humildes y desvalidos precursores de una reciente era distinta a la vivida. Somos la personificación de una vieja cultura y la primera etapa de una nueva. Estamos ubicados en un mundo desprovisto de fronteras, donde las fuerzas creadoras del hombre se desplazan libremente a creciente velocidad. Cada vez con mayor inquietud se vislumbra el perfil bienhechor y atemorizante del porvenir reflejado en el ecran de nuestra mente. Vivimos en una sociedad transitoria dotada de fantásticas innovaciones, pero, también, salpicado de miseria ética, carente de alma y pertrechado de un desmedido y condenable afán de lucro. Nuestro mundo está impregnado de sorpresas abismales, preocupaciones constantes, amenazas continúas, falsos valores y actitudes demagógicas. Nos invade el analfabetismo y el desempleo, predomina la peste de la corrupción y la ausencia de confianza en las instituciones más honorables. Los autores de la Santa Biblia jamás pensaron que la Luna sería hollada por el hombre y que éste viajaría por los caminos celestiales en colosales máquinas de su invención. El avance de la ciencia y de la tecnología han corrido parejos con la ausencia de ética. Si bien el hombre ha perfeccionado sus conocimientos ha hecho florecer también sus tendencias egoístas y malsanas. Les parece a los espíritus soberbios y descarnados que el hombre ha reemplazado al Supremo Forjador, plasmando múltiples “milagros” científicos inimaginables. 7 Por ejemplo: 1. Se está volando a mayor altura que los ángeles. 2. Se está evitando la muerte de muchos “Lázaros”. 3. Se está suplantando órganos vitales con instrumentos biónicos. 4. Se está reinventando la vida humana. 5. Se ha descubierto el genoma humano mecanismo de la vida y los secretos de la clonación. 6. Un marcapaso, instalado dentro del tórax, le está permitiendo al hombre continuar admirando el resplandor de las grandezas y maravillas. 7. Tras la evolución de la ingeniería genética, el hombre ha empezado a dominar los secretos de la vida y a manipular genes a su antojo y crear así a otros hombres, gracias a la clonación, a imagen y semejanza suya, tal como lo hizo Dios con nuestro primer padre Adán. Es realmente increíble, el mal y el bien avanzan aparejados a través del tiempo trayendo consigo calamidades y conquistas sorprendentes por efecto, de la virtud o el vicio, la humildad o la egolatría y la inteligencia o la sinrazón. Por ejemplo: 1. La corrupción ha hecho su aparición en la mayor parte de las naciones. 2. el analfabetismo, el desempleo y la miseria están convirtiendo a miles en hambrientos mendigos. 3. La vergüenza y el cinismo se han transformado en óptima tarjeta de presentación para los políticos hechos de barro. 4. La injusticia se ha transformado en pan cotidiano de las grandes mayorías. 5. Los vicios son alabados como virtudes y las virtudes son objeto de condena como si fueran vicios. 6. El hombre es el único ser que atenta irracionalmente contra su medio ambiente, envenenando y contaminando a la naturaleza. 8 Si la ciencia ficción llegó en un determinado momento a ser el límite de los sueños del hombre, ahora merced a su tesón y sus esfuerzos, esos sueños se han transmutado en realidad. El mundo progresa y se moderniza, es cierto, pero montado en un misil y a la vez se llena de temores impensables que tornan cada vez más infausta la vida. Innegable es que con el desarrollo, se producen confort y bienestar, pero también, daños mentales y ecológicos que causan estragos. Muchos seremos testigos y pocos los protagonistas de los maravillosos acontecimientos del futuro y para no ser arrojados en el basurero de la historia no sólo debemos ser espectadores, sino actores de los increíbles sucesos que se están presentando. C. LA EMPRESA EN LA NUEVA SOCIEDAD La empresa es manantial inagotable de creatividad y de generación de riqueza y como motor y corazón de la economía, posee las características de nuestro modelo crematístico. Su razón de ser resulta con precisión el criterio de crecimiento en una sociedad cambiante y dinámica, compenetrado con el viejo axioma de que renovarse es vivir. Basta solo lanzar una mirada al pasado y al presente para describir los progresos alcanzados en los últimos 40 años. ¿Cuáles eran las características principales de las empresas del pasado? 1. Eran ajenas a los retos. 2. Estaban eclipsados por la rutina y el tedio. 3. Carecían de afán competitivo. 9 4. Eran conformistas. 5. Eran dominados por un condenable afán de reposo. 6. Se asemejaban al pájaro carpintero. En toda empresa, el insustituible elemento es el hombre, quien con su inteligencia, talento y creatividad, transforma, innova y perfecciona las existentes y descubre nuevas riquezas. Las increíbles mutaciones están gestando cambios sin brindarse de tregua y de reposo. Sus instalaciones se están empequeñeciendo por la miniaturización sufrida por la tecnología y sus productos están achicándose. En razón del teletrabajo la presencia de los empleados en las oficinas están disminuyendo con rapidez. ¿Cuáles son las características de las empresas actuales? 1. Parecen fieras estremecidas por un constante afán de lucro. 2. La competencia se ha convertido en excesivamente agresiva. 3. En esta jungla triunfan aquellas que tienen mejor contacto. 4. Quienes despliegan sus actividades en áreas diminutas gracias a la tecnología. En la economía globalizada, no es la gran empresa la que vence a la pequeña, es el rápido y mejor organizado quien derrota al lento. D. EL TRABAJO EN LA NUEVA SOCIEDAD Todo progreso tecnológico es inicialmente temido o rechazado cuando recién aparece, pero a la postre, termina por ser aceptado porque toda innovación da nacimiento a nuevas perspectivas; vale decir: no hay efecto sin causa. 10 Las relaciones laborales están variando como resultado de la globalización de la economía y el avance vertiginoso de la ciencia y la tecnología. El trabajador se está convirtiendo en un auténtico paria porque sus derechos adquiridos se están esfumando sin tregua ni reposo. El número reducido de sindicatos todavía existentes están debilitados y los actuales trabajadores ya no tienen, interés en afiliarse a un gremio. Las remuneraciones avanzan a paso de tortuga, el costo de vida corre a la velocidad de una liebre y los productos de primera necesidad se elevan al ritmo de una saeta. Es decir, el costo de vida sube por el ascensor y las remuneraciones por la escalera. La creciente robotización está convirtiendo al trabajador en suerte de mundo extraño, y lo está reemplazando en múltiples actividades, al punto de verse “humillado” frente a su creación: el robot. A medida que la robotización aumenta, las jornadas laborales se acortan y se acrecientan los puestos de trabajo y al haber cada vez menos empleo, esta se deshumanizará y al final los robots acabarán por transformar a su creador en un ser dependiente y esclavizado. Por ejemplo: 1. Los trabajadores no tendrán necesidad de concurrir a las oficinas y a las fábricas, gracias al teletrabajo. 2. La era de lo descartable y lo desechable aumentarán con ímpetu arrollador. Todo cuanto se utilice caerá bajo el lema de “usar y arrojar” al tacho de los desperdicios. 3. Los robots desplazarán y expulsarán al trabajador del trono que ganó a pulso. 11 4. Los robots maniobrarán armas químicas. 5. Los robots cultivarán la tierra, cosecharán frutos y legumbres reduciendo a cero los inevitables desperdicios, que se produce cuando es humana la labor. 6. No percibirán remuneraciones, ni reclamarán beneficios sociales, ni se enfermarán, ni protestarán. 7. El sindicalismo, los pliegos de reclamos, las negociaciones colectivas y la huelga serán meros recuerdos. En torno a estos cambios desorbitados: 1. ¿Se humanizará o deshumanizará la empresa? 2. ¿Tendrán derecho al ocio remunerativo quienes fueron desplazados por el robot? 3. ¿Qué nuevos puestos de trabajo generará la empresa del futuro? 4. ¿Se robotizará el hombre o se humanizará el robot? 5. ¿Qué hará el trabajador con su creciente tiempo libre al disminuir la jornada de trabajo?, ¿Cómo subsistirá? El desempleo germina pobreza, la pobreza produce descontento y el descontento gesta inestabilidad social, y todo en su conjunto, fomenta el atraso y la postergación de los pueblos y contribuye a la inexistencia de la anhelada paz social. La desocupación es un mal social y el pleno empleo, un bien público. El Estado y cuantos administran la economía deberán asumir el deber de evitar el desempleo y fomentar el trabajo porque vivir sin temores, es el destino del hombre. Como el hombre ha nacido para trabajar como las aves para volar, es hora de desaprender lo aprendido y es necesario vigorizar la empleabilidad. 12 E. LA SOCIEDAD DEL FUTURO Hace más de una década abandonamos la sala de partos que presenció el nacimiento de una criatura llamada siglo XXI. La recién nacida estremeció nuestros ánimos, aceleró los latidos de nuestros corazones y rebozó de júbilo y esperanzas a millones del planeta Tierra. Se preguntarán Uds., sin duda, ¿a qué criatura me estoy refiriendo? Pues bien, esa criatura es el presente 3er. Milenio. Ahora ya es un niño de 12 años que nos mantiene boquiabiertos, por ser depositario de una colosal sabiduría y por haber traído consigo sorprendentes y admirables encandilamientos científicos, tecnológicos y morales. La construcción de las extraordinarias máquinas cibernéticas, están transformando al mundo en una esfera totalmente distinta a la ya vivida en el siglo XX. Es recomendable ahora, vacunarse contra la sorpresa, para no ser víctimas de una crisis cardiaca causada por las increíbles mutaciones que se están produciendo. Porque estamos ingresando a un mundo que estará poblado de complejos robots. Si fuera posible mirar hoy al mundo del mañana, nos cabe la seguridad plena de que ante los prodigiosos adelantos, nos produciría un síncope cardiaco, por efecto de la impresión sufrida. Los pasmosos adelantos están incidiendo abismalmente en las mutaciones sociales y modificando, la faz del mundo y el estilo de vida del ser humano. ¿Merece realmente la pena preocuparse por conocer el mañana? ¿No será más provechoso concentrarse y resolver los problemas cotidianos y adaptarse al futuro como mejor podamos? 13 El futuro no es la continuación del pasado, es el comienzo del mañana. Por ahora, el hombre, adivino o autor de novelas de ciencia ficción, sólo adelanta hipótesis cada vez más audaces. En armonía a las irreversibles transformaciones y galopantes mutaciones, avizoramos lo siguiente: 1. En el futuro aparecerán enfermedades más destructoras que el temible SIDA. 2. El estrés será agresivo perturbador de la producción y de la sociedad. 3. Nuevas enfermedades denominadas electromagnéticas preocuparán a la humanidad. 4. Se insertarán en el cerebro de los indoctos y de los minusválidos mentales, chips y neuronas de fallecidos científicos y sabios, elevándoles extraordinariamente el rendimiento intelectual. 5. Se fabricarán pulmones, hígados, células, sangre y ojos artificiales. Se crearán músculos biónicos compuestos por híbridos de células vivas. Se comercializarán corazones biónicos y vitales órganos de los sentidos. 6. Los sordos oirán, los ciegos verán, los cuadripléjicos saltarán de alegría. 7. El cuerpo humano se conservará en frío, mediante sofisticados sistemas de refrigeración, convirtiéndolo en inmortal. Se reemplazarán el sistema nervioso, muscular, y los más vitales órganos envejecidos, por otras artificiales y computarizados, que obedecerán las órdenes impartidas por el cerebro, mediante impulsos electroquímicos. 8. El hombre biónico será una realidad al que se le dotará de características físicas, psicológicas e intelectuales a los que hoy exhiben los 14 superdotados y al ser sustituido por poderosos androides, será mitad humano y mitad cibernético. 9. El hombre mostrará una apariencia completamente diferente a la que hoy exhibe. El desarrollo de su cerebro adquirirá dimensiones impensadas y los lóbulos frontales se desarrollarán de modo increíble, acrecentando asombrosamente el raciocinio. De esta manera, el hombre verá al mundo más colorido porque su cerebro estará dotado de mayores poderes que le permitirán entrar en los terrenos de la telepatía. 10. Desaparecerán las fronteras y las trabas raciales, lingüísticas y culturales, convirtiendo al hombre en un cosmopolita del universo y protagonista de una nueva y admirable civilización, carentes de secretos y misterios. 11. Un vaso de agua costará 10 veces más que un vaso de oro líquido. 12. El hombre satisfará, sus exigencias nutritivas mediante la ingesta de una cápsula. 13. El hombre y los animales podrán nitrogenarse sin problemas con la misma facilidad con que ahora se oxigenan. 14. No será necesario tener relaciones íntimas para producir el nacimiento de un hijo. 15. Se implantarán órganos artificiales, progresará la micro y nanotecnología que permitirán introducir sondas inteligentes en las venas y arterías, capaces de medir el espesor de las paredes vasculares mediante la generación de ultrasonidos. 16. La legalización, el cultivo y la comercialización de la droga será enemigo letal de la sociedad. 15 He aquí algunas inquietudes: 1. ¿A qué se dedicará el trabajador con el mayor número de horas y días libres? 2. ¿Qué sucederá cuando se fabrique mayor cantidad de artículos a bajo precio y de mejor calidad, producto de la robotización?, ¿Habrá compradores? 3. ¿Se humanizará la empresa cuando el robot se está humanizando y el trabajador robotizándose? 4. ¿Con la implantación masiva de robots en las empresas ésta será sólo un problema económico, jurídico o también social y político? 5. ¿Se tratará de frenar el crecimiento demográfico de la población? 6. ¿Qué providencias deberán adoptarse para evitar la migración interna, a fin de que no se convierta en tierras eriazas las tierras de cultivo? 7. ¿En los futuros conflictos bélicos los soldados continuarán luchando cuerpo a cuerpo en los campos de batalla? 8. Con la instauración masiva de la teleducación y el teletrabajo, ¿continuarán impartiéndose la educación, la formación profesional y el trabajo presenciales? ¿De quién depende el progreso económico, desarrollo social y el bienestar de la humanidad del Estado o del sector privado? 16 F. LA EDUCACIÓN EN LA NUEVA SOCIEDAD Frente a la traumática realidad en que nos encontramos, es necesario pertrecharse de un novísimo mecanismo que nos permita intensificar el crecimiento, el desarrollo y contrarrestar los efectos negativos de la ignorancia que desvía al hombre del cambio que le señala la virtud y la doctrina evangélica. En armonía con tales desafíos, con el fin de mitigar los estragos que el futuro causará al hombre mal preparado, será necesario dotarse de un instrumental cuya herramienta principal estará constituida por un agresivo proceso educativo. La civilización contemporánea no puede actuar mediante una estructura obsoleta y arcaica. Para evitar ser prisioneros del pasado, es menester cuestionar severamente nuestras actuales costumbres y hábitos porque el origen de nuestra miseria social reside en la deficiente educación que nubla el espíritu, dificulta la visión y confunde el vicio con la virtud. El progreso y el atraso, la virtud y la indecencia, la educación y el analfabetismo, la paz y la guerra, entre otros ejemplos igualmente antagónicos, no son otra cosa que la cara y sello de una misma moneda. La educación es garantía del desarrollo, sostén de auténtica democracia y pilar invalorable de la libertad, puesto que es imposible construir un país de primera categoría con hombres de segunda. La inversión en el talento y la capacitación son señales indubitables de la rentabilidad económica y competitividad. En la lucha sin cuartel contra el analfabetismo, la educación es la piedra angular del futuro, la misma que generará el nacimiento de hombres nuevos. 17 El papel educacional ejercido por la Internet cobrará dimensiones nunca antes vista y será posible, en ese ámbito, nutrirse sin necesidad de asistir personalmente a escuelas y universidades, gracias a la teleducación. Por ello, o ante ello, hay que tener presente lo siguiente: 1. La educación deberá innovarse en armonía a los requerimientos y exigencias de la nueva sociedad. 2. Si se invierte hoy en educación, mañana se ahorrará miles y millones en la plasmación de programas de asistencia social, sobre todo en el combate de peligrosas y amenazantes contradicciones, producto de la ignorancia. 3. No hay hombres ni pueblos desposeídos, sino pueblos y hombres mal preparados incapaces de afrontar los retos del presente y los que se perfilan sobre el ecran de fondo del mañana. 4. No existe país progresista con hambre y sin cultura. 5. Si la educación es cara, la ignorancia es aún más oneroso. Por falta de educación se ha propagado como aterradora peste, la corrupción y la delincuencia, la desecación de nuestros ríos, la desertificación de las ciudades y otras múltiples calamidades. Si queremos que nuestros países estén integrados en el mundo globalizado, debemos preocuparnos en educar, porque, no es posible derrotar a la pobreza con filantrópicos subsidios, porque la competitividad de un país no sólo depende de la producción de sus frutos materiales, sino de la producción y distribución del conocimiento que irradia al mundo. Hay que establecer las bases de una nueva sociedad, “sacrificando” inclusive las armas. En vez de comprar armamentos bélicos, hay que edificar escuelas 18 modernas y disponer de maestros ejemplares. Abrir una escuela de excelencia equivale cerrar 10 centros carcelarios. Debemos empezar a diseñar y a construir una nueva sociedad a nuestra medida que no sea copia ni calco de ninguna otra. Es decir, una sociedad más noble, con valores propios, con mayor autoestima y realizaciones grandiosas donde no existan privilegios, ni postergaciones de los unos frente a los otros. Por último, debemos tener presente que a todos nos interesa el futuro porque en él nosotros y nuestros hijos vamos a pasar el resto de nuestros días. Pero, hay que tener en cuenta que no habrá futuro sino hay justicia social. Para concluir esta ponencia permítaseme parafrasear con el Maestro Cabanellas: “El más hermoso presente que Dios hizo al hombre fue la necesidad de trabajar; porque no hay más que un honor y una nobleza: el trabajo. La tierra es la madre; el hombre es el padre de la riqueza. En la maternidad de la riqueza no hay generación espontánea. No hay producción de riqueza si la tierra no es fecundada por el hombre. Trabajar es fecundar. El trabajo es la vida, es el goce, es la felicidad del hombre. Trabajar es crear, producir, multiplicarse en las obras de su lechura: nada puede haber más plácido y lisonjero para una naturaleza elevada”. Lima, 28 de noviembre de 2012 Teodosio A. Palomino